Jesús, Tanaj y «pactos»

La figura de Jesús está muy enraizada en la cultura occidental, es obvio -para bien y para mal- el peso del cristianismo en la Historia de Occidente, incluso se dan como “naturales” relaciones que, en realidad, son inexistentes, así se habla del “judeo-cristianismo” de forma casi automática, sin darse cuenta que tal asociación surge de una presunción falsa: que el cristianismo deriva del judaísmo, casi de manera “natural”, y eso es algo ideológicamente muy presente en la conciencia -y en el subconsciente- de Occidente, pero es algo que… solo se sostiene por el propio -y secular- discurso cristiano, no por los hechos.

Sin entrar a valorar ahora que es mejor o peor, lo que resulta evidente, analizadas las creencias, es que el Dios de Moisés no es el Dios de Jesús, ni se trata de la misma creencia ni tienen el mismo origen, a despecho del discurso cristiano. Otra cosa es que el cristianismo se apropie de elementos (especialmente textos, aunque modificándolos cuando le es preciso) del judaísmo, pero eso también lo hace con elementos mitraismo y de otras creencias que ha utilizado a lo largo de su historia.

Los textos del judaísmo se utilizan por dos vías. La primera y más evidente es para crear el llamado Antiguo Testamento, que no es el Tanaj sino una variante cristiana a partir del Tanaj, que no sale directamente de éste sino de las versiones griegas añadidas a la Septuaginta –que tampoco son la Septuaginta, la Septuaginta original es una traducción erudita de los cinco libros de la Torá desde el hebreo al griego, con posterioridad se fueron traduciendo sin “control de calidad” los restantes libros del Tanaj, en diferentes etapas y versiones, al griego-, estas versiones si ya en origen eran dudosas –en cuanto a la fidelidad de su traducción- fueron multiplicándose y empeorando con el paso del tiempo, al punto que entre los siglos II y III se precisan revisiones de esas versiones, así aparecen versiones algo más fieles como las de Aquila, Teodición o Simaco, de las que prácticamente solo tenemos referencia aunque, aparentemente, en la Hexapla de Orígenes, a principios del siglo III EC, se recogen esos textos, junto a la mal llamada Septuaginta, una versión en hebreo y otra en hebreo pero escrito en alfabeto griego.

En todo caso, el Antiguo Testamento deriva de traducciones griegas del Tanaj, ni siquiera de los intentos de revisión de las adiciones a la Septuaginta sino de éstas, sea casual o no eso lleva a errores de bulto –como las “vírgenes” que aparecen en Isaías, o “crucificados” en los Salmos-, errores que, siguiendo con las “casualidades”, benefician a la “Interpretatio Christiana” pero… hasta cierto punto, digamos que aun siendo introducidas esas modificaciones puntuales -pero significativas- con “calzador” el conjunto del texto… carece por completo de sentido respecto al Nuevo Testamento, por eso el Antiguo Testamento, aun siendo un libro cristiano –por las modificaciones antes mencionadas- que utiliza al Tanaj se torna por completo incomprensible, digamos que la pregunta que surge es ¿para qué? La respuesta cristiana “oficial” es torpe pero intenta buscar una explicación: un Antiguo Pacto y un Nuevo Pacto. La realidad es otra: Jesús, para relacionarse con la deidad –sea como la deidad misma o un enviado- precisa vincularse al Dios de Israel, lo precisa como sea, a la inversa no sucede lo mismo. Dado que el cristianismo necesita esa vinculación –que la evolución de otras variantes del gnosticismo no precisaban, aun teniendo a Jesús como personaje central de sus credos- no puede prescindir sin más del Tanaj, por ello procede a transformarlo y modificarlo creando su propio libro –el Antiguo Testamento- y. como esto solo resulta insuficiente, lo relega a la categoría de “viejo pacto” que será superado por el “nuevo pacto” –el Nuevo Testamento-, dejando, en la práctica, como única función del AT un papel de “pregonero” o “anunciador” del “nuevo pacto” o, para ser más exactos, de algunas características del “nuevo pacto” –que coinciden con las modificaciones puntuales de los textos del Tanaj, realizadas en las versiones griegas que forman el AT-. Eso… devuelve a la perplejidad, pues ¿para decir “cuatro cosas” inconexas y “ligadas por los pelos” se precisaban todos los libros del Tanaj? Obviamente no, pero es que el Dios del Tanaj, el que allí se describe, no es el del Nuevo Testamento. Esa es la realidad que… se desprende de los propios textos.

La segunda vía por la que se utilizan los textos del judaísmo por parte del cristianismo es para declarar la identidad divina de Jesús, eso lo hacen los autores de los evangelios, quienes para hacerlo necesitaban conocer tanto los textos como los presupuestos del judaísmo. Curiosamente este conocimiento se perderá siglos después, con lo que nos encontramos con “exégetas de patio” –entiéndase, personas sin conocimiento real ni de teología ni de religiones comparadas, pero que se atreven a ponderar como si tuviesen algún conocimiento- que, aun hoy en día, se preguntan dónde está anunciada la divinidad de Jesús en los evangelios.

Pues bien, los autores de los evangelios usan el judaísmo para pregonarla ¿cómo lo hacen? Pues poniendo en boca de Jesús cosas que sólo podía decir la divinidad o, bien, poniendo en manos de Jesús acciones que sólo correspondían a la divinidad. Por ejemplo, cuando en diferentes pasajes de los evangelios Jesús afirma “Yo Soy” –no un simple “soy yo”, quede claro- está diciendo que es Dios mismo… según el judaísmo, pues Yo Soy es una de las formas en las que Dios se denomina –véase el Shemot-. Un ejemplo de las acciones es su intervención en el episodio del Templo, cuando dice que es “su casa” –Lucas 19:46-, y otro cuando preguntado sobre la Torá se otorga la facultad de decir que vale o no vale de ella. Todas esas cosas solo, desde el concepto de Dios del judaísmo, las podía hacer el propio Dios, luego, al proclamar Jesús eso –siguiendo a los textos cristianos- o bien era Dios o bien era un blasfemo, sencillamente no caben otras alternativas… a partir de los textos cristianos.

De la misma manera no cabe otra alternativa, desde una perspectiva de la religiosidad judía, que concluir que era un blasfemo, puesto que el judaísmo no lo reconoce como Dios. Por lo cual tampoco se entiende demasiado bien la reacción cristiana de malestar y hasta “sentirse insultados” cuando se menciona la blasfemia en relación al comportamiento de Jesús, bien, si no deseaban eso… no haberle hecho decir que era el Dios de Israel –nadie hablaría de blasfemia siendo el Pleroma, tal vez de idolatría pero no de blasfemia-.

Si ya desde los textos pasamos ya a la exposición del credo cristiano en su versión nicenoconstantinopolitana –que es la mayoritaria-, nos encontramos con la formulación del concepto del Dios Trino, y del papel especial de la Virgen María, veamos la formulación de este credo:

Creo en un solo Dios Padre, Todopoderoso, Creador del Cielo y de la Tierra, de todo lo visible e invisible.

Y en un solo Señor, Jesucristo, Hijo Unigénito de Dios, nacido del Padre antes de todos los siglos; Luz de Luz, Dios Verdadero de Dios Verdadero; nacido, no creado; Consubstancial al Padre, por Quien todo fue hecho. Quien por nosotros, los hombres, y para nuestra salvación, descendió de los cielos, y se encarnó del Espíritu Santo y de María Virgen y se hizo hombre. Crucificado también por nosotros bajo Poncio Pilato, padeció y fue sepultado. Y resucitó al tercer día conforme a las Escrituras. Y subió a los Cielos y está sentado a la Diestra del Padre. Y otra vez ha de venir con gloria, a juzgar a los vivos y a los muertos y Su Reino no tendrá fin.

Y en el Espíritu Santo, Señor Vivificador, que procede del Padre, que con el Padre y el Hijo es juntamente adorado y glorificado, y que habló por los profetas.

En la Iglesia que es Una, Santa, Católica y Apostólica.

Confieso un solo bautismo para la remisión de los pecados.

Espero la resurrección de los muertos y la vida del mundo venidero. Amén.

La idea de la Santísima Trinidad tiene más vinculaciones con otras triadas -por ejemplo, la de Osiris, Isis y Horus- que con nada que surja de la religiosidad judía, ni siquiera con los “malabarismos” que el cristianismo hace del Tanaj se puede encontrar en éste ningún precedente de eso.

Por otra parte la similitud ente María en su papel de “Theotokos” –Madre de Dios- e Isis es más que notable, además de eso fue muy pragmático, dado que tal papel tanto sirvió para que el cristianismo suplantase sin demasiados problemas a los cultos –y lugares de culto- de Isis como, posteriormente, de otras “diosas madre” femeninas –cabe citar, por ejemplo, el caso de la Virgen de Guadalupe de México-.

En cualquier caso, el cristianismo y la figura de Jesús es tan presente en la cultura occidental que incluso deben aderezar los cócteles propios de la New Age, dónde Jesús es presentado frecuentemente como un “iniciado” o un “avatar” relacionado, de forma tan curiosa como sincrética, con deidades hinduistas.

30 pensamientos en “Jesús, Tanaj y «pactos»”

  1. para leer, estudiar, aprender y especialmente difundir, difundir, difundir…
    tantas tonteras se pasan por facebook y similares.
    tantas cosas judias, q nada aportan ni a uno ni a la comunidad.
    tantos chistes sin gracia,
    tantos chismes.
    creo q esto seria muy interesante q se difundiera, q fueran miles los q pudieran hoy mismo leerlo…
    gracias

  2. uf… el lenguaje por estos lugares también es un tema Moré, me incluyo.
    Igual como dicen «a buen entendedor, pocas palabras», y a mal entendedor, Jorge ha hecho un ecxelente artículo! saludos!

  3. Apreciado drungario,
    Excelente artículo. No obstante, creo oportuna una pequeña corrección. En el credo de Nicea no se dice nacido, no creado y de la misma naturaleza que el Padre. Se dice «engendrado», no hecho, de la misma naturaleza que el Padre.

    En la epístola Filipenses Pablo considera a Cristo la primicia de la creación y el creador de todas las demás cosas; pero en Nicea se corrige creado por engendrado.
    La diferencia está en la necesariedad. Cuando un escultor crea una obra de arte, lo hace si le da la gana. Pero cuando al moverse un electrón se genera un campo magnético, se hace inevitablemente. El escultor puede crear o no crear la escultura; pero el electrón necesariamente e irremediablemente engendra el campo magnético. Ese fue el truco. Al decir engendrado y no creado le dan el carácter de necesario. Cristo no existe por decisión del Padre, sino que su existencia es necesaria. De manera análoga afirman que el Padre y el Hijo se aman y de ese amor (incestuoso) se engendra el Espíritu Santo.
    Ambos seres engendrados (¿engendros?), es decir el Hijo y el Espíritu Santo, van evolucionando a través de varios siglos hasta tomar vida propia. En el primer caso se trata de una mitificación del Hijo desde ser un personaje con un carácter especial hasta divinizarse. En el segundo caso se trata de una hipostatización de una etiqueta que denota un aspecto de la relación de Dios con los hombres.

  4. Hola facior,

    He utilizado una versión del credo nicenoconstantinopolitano, no del credo niceno, el texto del credo niceno -el que surge del Concilio de Nicea del 325- es más breve, ese credo aun es considerado insuficientemente claro para definir las obligaciones de fe de los bautizados en el cristianismo, así que se amplia en el Concilio de Constantinopla del 381, aún exisitrá una modificación muy posterior, en plena Edad Media, a iniciativa papal y que introducirá la expresión «y del Hijo» en cuanto a la procedencia del Espíritu Santo y que provocará el cisma del filioque y la separación de las iglesias romana y griega -que todavia perdura-.

    Pero nuestra cuestión es la del termino γεννηθέντα, que es tan licito traducir por nacido como por engendrado, dado que en realidad proviene de γεννάω, que significa «para dar a luz», las diferencias teológicas interpretativas -y que se salvan siempre y cuando se mantenga la ambigüedad- viene mucho más de la idea de «unigenito», que proviene del término μονογενῆ -unigénito-, que es un término compuesto a partir de μονο -únicamente- y γενή, que puede venir de γενος – género o tipo- pero que también se puede relacionar con γίγνομαι, que significa «venir a la existencia». La idea de «unigénito» se puede interpretar en el sentido de la existencia de un único Hijo engendrado por el Padre (refiriéndosea la procreación), o en el sentido de ningún otro ser que tenga la condición de existencia, es decir, preexistente con el Padre.

    Saludos

  5. Pareciera que con el New Age lo que están buscando es duplicar el número de adeptos a una nueva forma de cristología, algo así como la película de los Vengadores, solo que en vez de héroes se trata de criminales. La cristología ahora apuesta por acaparar a los hindúes

  6. Hola Felipe,

    Es interesante su planteamiento, así podríamos separar una cristología propiamente dicha del mismo cristianismo, en realidad bien pudiera hacerse dado que el personaje, en origen, es compartido por el cristianismo y el gnosticismo, luego da la posibilidad -en sus propios inicios- de generar diversas doctrinas, por otro lado, a posteriori, está integrado también en el Islam que, desde su creación, lo considera su segundo profeta en importancia -El Profeta, con mayúsculas, es Mahoma-.

    Pero la New Age no creo que vaya dirigida a los hindúes -más bien algún hindú se aprovecha como «gurú» de esas modas, recordemos el caso de Osho-, va dirigida a occidentales -por eso la presencia, sea como avatar sea en otro papel, de Jesús-, sucede que, al menos desde los años sesenta del pasado siglo, lo relacionado con el hinduismo y el budismo ha adquirido «prestigio espiritual» en Occidente, además de cierta aura de «sabiduría secreta», esto último se le reservaba -en el imaginario occidental- al antiguo Egipto en los siglos XVIII y XIX, incluso a principios del XX todavia Aleister Crowley se inventa un ente -un tal Aiwass- inspirado en lo egipcio para definir su doctrina del «thelema» -aunque, en un momento dado, confesará que se inspira en el «Gargantúa» de Rabelais-.

    Saludos

  7. Buen artículo amigo drungario. En este mundo tan globalizado y lleno de información independiente accesible en forma inmediata, estos fundamentos del cristianismo y demas religiones serán insostenibles para las nuevas generaciones. Eso de la trinidad (por ejemplo), es un «enriedo», y que a los timadores de la fe les sirvió en el pasado para engatuzar con sus «supuestas verdades», tendrán que abortarlo de alguna forma. En el futuro visualiso solo a sus congregaiones mas nobles (porque las hay) transformadas en ONG, para poder mantener su presencia en la sociedad. Gracias entonces por este documento.

  8. Estos New Age dicen ser distintos pero al fin y al cabo siguen siendo prisioneros de sus propios EGO’s. El problema es que algun marionetero por ahi debio de hsber concebido la idea del New Age para atrapar a los mas escepticos mientras que a los mas serviles los engatuzan con el cuento mesianico. Gracias por las aclaraciones amigos y reciban un cordial saludo

  9. Señor Jorge ( Drungario ) me impresiona su conocimiento (en todos sus posts ) sabia de Nicea pero nada de nicenoconstantinopolitano.

    Es verdad la informacion es inmediata por la globalizacion pero
    esa fe ciega, aunque muestres pruebas y rebatas sus argumentos
    se aferraran a eso.

  10. Gracias Jorge..Excelente articulo.

    Cuando leo articulos como estos, pienso en lo grandioso de los tiempos modernos; en donde la gente se libera un poco del prejuicio religioso, y ve la religión con objetividad, sacando precisamente conclusiones como las tuyas.

    El prejuicio cristianismo es lo que ha mantenido a nuestros pueblos occidentales en tercermundistas, rindiendole culto a los dioses cristianos incluso en actos de gobierno. Hace algunos años atras hice una comparación con la información que me apareción en la web de la historia de la virgen de guadalupe, con la historia tica sobre la virgen de los angeles, y son practimanete iguales.

    Lo peor de todo, es que la historieta tica sobre la virgen, genero actos de gobierno…

  11. Pero aun asi seguimos siendo esclavo del EGO Luis. Basta con ir a darse una vuelta por el bulevar en San Jose para ver a los satrapas en accion. Con un libraco dejandose decir mentiras de un cilgadi y lw bobis mientras tanto les llenan los bolsillosa cambio de mugre y basura religiosa

  12. Claro Felipe…hace algun tiempo vengo pensando en esos «trabajadores» de la oratoria cristiana.

    Hace unos meses pensaba sacarlos de circulación de la misma manera en que se sacaron los vendedores ambulantes… impiden el libre transito, «trabajan» sin patente, y no declaran impuestos..¡¡¡

  13. Desgraciadamente si pero ningun culto se puede sobreponer a la ley y estos estafadores operan sin permiso y entorpecen el transito peatonal en via publica lo cual da suficiente motivo para que la municipalidad haga algo al respecto, si quidieran. Pero es mas facil ser un burocrata vago y dejar que la ciudad se ensucie

  14. Como siempre Jorge, mil gracias por compartir ese conocimiento.

    Al hacerlo, es posible levantar esas cortinas que llamamos «ignorancia» para ayudar al despertar de aquellos que siguen defendiéndola,

    Para aquel que ignora la verdad, no hay verdad mas allá de su ego, y del servilismo al que llama libertad p se cierre a la posibilidad de ser realmente.

    ¡Claro!… nunca eta de más despertar, y ayudar a otros a hacerlo…

    Un abrazo!

  15. Corrección: Para aquel que ignora la verdad, no hay verdad mas allá de su ego, y del servilismo al que llama libertad, y en ello se cierre a la posibilidad de ser realmente.

    Un abrazo!

  16. Bueno, amigos, gracias por sus comentarios, sólo expuse algunas cosas, en realidad están ahí solo hay que relacionarlas, pero creo que Antonio Manuel tiene razón cuando dice que la fe es ciega, el que adora a la fe seguirá adorándola, y si se le muestra algo que le desmienta dirá «¡más milagro todavía!». Digamos que los argumentos racionales valen para personas racionales, pueden servir para quién busca respuesta pero es más dudoso para quién desea certezas y aferrarse a algo, porque la necesidad de ese último es la «seguridad».

    Lo que apunta Luis de las vírgenes, eso es el «mecanismo de la Virgen Maria», le ha sido muy útil al catolicismo, sencillamente ha usado la figura de la «Madre de Dios» para poder asimilar cualquier culto a deidades femeninas que no podía desarraigar y, por su popularidad, prefería usar en beneficio propio. Hay variantes de eso aplicado a otras cosas, por ejemplo, las festividades, la Navidad no es sino la Saturnalia romana que se celebraba el 25 de diciembre y en sus orígenes era un festival agrario en honor a Saturno -relacionado con el solsticio de invierno-. La festividad se urbanizó y se convirtió en muy popular en Roma, por eso -porque era popular, por una parte, y no era desarraigable facilmente, por otra- se crisitianizó, es más, se convirtió en la principal fiesta cristiana.

  17. Saludos Jorge..
    Hasta donde he podido observar, aca en mi país, las fiestas religiosas cristianas han variado, tal vez, en los utlimos 50 años.
    Cuentan los mayores, que en sus epocas, las fiestas patronales eran respetadas con tanto fervor, que era casi un sacrilegio condenable por la iglesia, no participar en ellas. Eso se puede facilmente constatar en la Legislación Labora, la cual normó algunas fechas feligiosas de descanso legal obligatorio.

    Sin embargo, en estas épocas, hay una conciencia social que ve las fiestas religiosas, no como un periodo reflexivo o de confirmación de la fe; sino que se toman como «un periodo vacacional más»; es decir, sin ningun fervor religioso (¿influencia del capitalismo?)

    Eso se puede constatar al menos, en las promociones que publicitan las empresas turisticas al acercarse las fechas que te mencionaba, y en el comportamiento de las masas..

    Como nota curiosa, la otra vez oía a un predicador que sale en tele, quejandose por que en las Iglesias solo se ven «cabezas canas o calvas» (haciendo mención de que no se juventud).

  18. Hola Luis,

    En España sucede algo parecido, las fiestas tienen un origen religioso -con alguna excepción como el primero de mayo- pero su sentido religioso original se ha secularizado muchísimo, incluso las que lo conservan más -como la Semana Santa, sobre todo en el sur del país- tienen un mayor sustrato de tradición que de devoción, siendo por territorios su sentido puramente vacacional.

    Ciertamente en la mayor parte de las parroquias los habituales -de misa diaria- son pocas personas y, como tu dices respecto a Costa Rica, personas de cierta edad. Aunque la Iglesia católica ha hecho un cierto esfuerzo por revitalizarse el resultado es limitado, por no decir que además se ha centrado en no perder posiciones de privilegio político o, cuando menos, minimizar esas perdidas,

    Pero lo cierto es que la sociedad se ha secularizado mucho, algo de ese proceso lo describía aquí y en otra conversación un compatriota -lo siento, no recuerdo ahora el nick-, la gente se define «católica» a un nivel genérico pero… se queda ahí, a lo sumo se participa en ciertas celebraciones religioso-sociales señaladas -bodas, bautizos, primeras comuniones o similares- y… poco más, la tendencia es absolutamente hacia el individualismo y, esa secularización, va pasando de facto a una indiferencia amplia respecto a la religiosidad, digamos que sí -a lo que parece- en Latinoamérica el hueco que va dejando lo católico lo ocupa lo protestante u otras formas de religiosidad no sucede lo mismo en España.

  19. En cierto sentido se sigue la pauta europea, dónde la tendencia a la secularización significa, pura y simplemente, un abandono de cualquier creencia.

    En el campo católico eso llevó a Juan Pablo II a decir que había que «recristianizar Europa» y, a su manera, tal política la sigue el actual pontífice Benedicto XVI.

    Digamos que aqui el proceso sería secualrización, individualismo y, de facto, agnosticismo o ateismo… aunque la gente se llame «católica» si le preguntan.

    Naturalmente, hablo a grandes rasgos.

    Saludos

  20. Gracias Jorge, además de su erudición, el uso del lenguaje que Ud. hace, nos obliga a superarnos a todos, aparte de compartir ideas, lo bueno de este lugar es el elevado nivel de intercambio de esas ideas.

  21. Wow que texto tan increible, todo lo que escribe el señor Drungario es agradable de leer…aunque hubo cosas que no entendi, tendre que leerlo mas lento. Muchas gracias!!

Deja una respuesta