8 pensamientos en “El consejo diario 347”

  1. A pesar de lo difícil que es el desprenderse de aquéllo que nos aprisiona lo cierto es que con paciencia y perseverancia se alcanza la meta, si tenemos en cuenta que en el fondo todos somos puros y que estamos hechos para servir a nuestro Creador, el Único y Bendito por lo tanto tarde o temprano las aguas resceden y queda al descubierto la verdad. No es con imposición ni violencia sino con determinación y auto-conocimiento que podemos alcanzar el cometido. 

  2. Es muy difícil desaprender aquello que te han adoctrinado desde la infancia. Que gran oración. Muchos dieron su vida por defender la verdad, se derramo sangre por esta y ahora  nosotros pasando la transición con preconceptos y chispas de verdera enseñanza. Los más beneficiados serán nuestros hijos, pues ellos llevarán la verdadera vida que el Eterno diseñó desde el principio. Tranquilidad para nuestros corazones es saber que el Eterno sabe los pensamientos y deseos de este. Que nuestra confianza esté en nuestro gran Dios.

Deja un comentario