Resp. 387 – El concepto de Amalek en el noajísmo

César Oncoy Bustamante nos consulta:

He leído que en ocasiones los judíos hacen referencia a Amalek como el gran enemigo del pueblo judío (se que es imposible determinar su descendencia en la actualidad, asi que se comprende como un arquetipo de maldad), incluso ud. en algunas oportunidades, pero no me queda claro, como deben manejar este concepto los noájidas, que papel y que tarea tienen al respecto en el presente y en el futuro.
César, Oncoy, 19, estudiante de negocios internacionales, Lima, Perú

Buen día amigo César.

Amalec era un pueblo de la antiguedad, de raigambre edomita, primos de Roma.
Se lo conocía por su persistente e inmotivado odio hacia los judíos y lo judío.

Este pueblo, gracias a Dios, dejó de existir como tal.
Sin embargo, su espíritu de mal se mantiene vivo entre aquellos que sin causa odian a los judíos y buscan la destrucción de los judíos y/o del judaísmo.

Ahora bien, motivos no tenía Amalec para la destrucción de Israel, por tanto, debemos hallar que lo movía a esa actitud y acción tan nefasta y oscura.
Veamos en las fuentes fidedignas:

«Acuérdate de lo que te hizo Amalec en el camino, cuando salisteis de Egipto: cómo, estando tú cansado y agotado, te salió al encuentro, y sin temor de Elokim desbarató tu retaguardia y a todos los debilitados que iban detrás de ti.«
(Devarim / Deuteronomio 25:17-18)

Vemos la maldad, la traición, la injustificación de las acciones (al estilo de lo que los terroristas palestinos siguen ejerciendo con su violencia en contra de Israel y los judíos, o sus aliados en Europa, solo como ejemplo) de estos asesinos de judíos, que sin miramiento aniquilaban, exterminaban, buscaban completar el genocidio de Israel y la desaparición completa del recuerdo del puente a lo sagrado.

En la visión de un desgraciado e infame amalequita:

«destruir, matar y exterminar a todos los judíos, desde los jóvenes hasta los ancianos, los niños y las mujeres, en un solo día, el 13 del mes duodécimo, que es el mes de Adar, y para tomar botín de ellos.«
(Ester / Esther 3:13)

Ejemplo tomado por Pablo tarsiano, Torquemada, Lutero, Hitler, por el innombrable que gobierna Persia (que llaman Irán), los de Hamas, entre otros fanáticos, genocidas, propagadores de caos, confusión, maldad y maldición.

Pero, volvamos a la pregunta que hicimos hace unos párrafos: ¿qué conduce a esta actitud y conducta letal?

El versícuo lo indica expresamente: «sin temor a Elokim«.

Amalec es, por consiguiente, aquel que no teme al Eterno, que no Le reconoce majestad o potestad, que se siente capaz de contradecirLo, en condiciones de eliminar Su Presencia de la tierra.
Para conseguirlo es menester que Amalec borre del mapa a los judíos y lo judío, puesto que es la nación consagrada del Eterno, aquellos que se llaman en Su Nombre.
Así pues, Amale odia a los judíos, desea su desaparición completa porque odia a Dios y no quiere saber nada de Él.

Es tanto su odio hacia el Eterno, que no se inmutan en lo más mínimo a la hora de ejecutar sus macabros designios asesinos.

Tal como su pecado ha de ser su retribución.
Quien desea hacer borrar la Presencia, su magra presencia será borrada.
Quien quiere hacer olvidar la autoridad del Eterno sobre Su creación,, su nombre debe ser olvidado.

Por esto se ordena a la nación judía, como uno de los 613 preceptos, que cuando se alcancen determinadas condiciones:

«borrarás de debajo del cielo la memoria de Amalec«
(Devarim / Deuteronomio 25:19)

Este es un mandamiento para los judíos, de eventual cumplimiento.

De acuerdo a lo que he expuesto hasta ahora, ¿cuál debiera ser la actitud y conducta de los noájidas, las personas gentiles que son leales al Eterno?

Creo que usted mismo puede brindar la respuesta, que espero leer y comentar en la sección de comentarios aquí debajo.

Hasta luego.

More Yehuda Ribco

Su apoyo constante nos permite seguir trabajando

5 pensamientos en “Resp. 387 – El concepto de Amalek en el noajísmo”

  1. Creo que la mejor manera de que un Noajida sea un constructor de Shalom, es hacer lo que le corresponde, a mi juicio es ayudar al pueblo Santo de Isrrael, en lo que se pueda, por otra preocuparnos de lo que no es mandado a nosotros los Noajidas es perder valioso tiempo de ayudar a un hermano Hebreo, es decir, ayudando el lado bueno del partido por decirlo así.

  2. Sin temor al Eterno,  no hay ni 7 ni 613 que valgan. Cuando se niega (y ataca) todo, TODO, no hay remedio posible. Quizás sus nombres serán borrados, no lo sé. Para estos corazones tan duros y secos yo no tengo (re)medios ni cataplasmas, lo siento. Shalom.

  3. Dicen los sabios, que Amalec esta presente en cada generación, de una forma u otra. Así se demuestra en La Historia: Antaño… Aman, Torquemada, Hitler. Hoy  el Adversario Persa, Hamás. El mismo se revela, espíritu de Amalec lo manifiesta, dice que quiere el Completo Genocidio de Todo el Pueblo Judío.

    Amemos a HaShem y amemos a Su Pueblo Elegido Israel. Opongámonos a los Adversarios de H’ y Israel, y ayudemos activamente a Israel (en haEretz y en La Diáspora).  Y pidamos, que actue la justicia de Elokim (como y cuando el considereme mejor). Shalom.

  4. Ya habia oido algo sobre eso, pero no me habia quedado claro, gracias por explicar el concepto, de esos abundan en todos lados, a mi hace un  tiempo me decian «judio» porque solo fuentes judias citaba (de donde mas :-S), aunque uno explica y explica «no soy judio, soy gentil» igual le dicen a uno «no te comportes como fariseo»; la mayoria son unos envidiosos y lo peor desinformados; lo contradictorio es que adoran a un judio pero detestan a los demas… al menos creo que la primera generacion nos tocara esto, que nos confundan siempre con judios…

Deja una respuesta