Necesidad imperiosa de contrarrestar los avances del fetráfico

Hace unos días me puse a repasar acerca de las primeras clases que llevé en la universidad acerca de la Teoría de la Sociedad y del Estado y recuerdo las palabras de Hobbes cuando escribió que no es lo mismo ler y repetir que leer y analizar. El compromiso que las personas deben de tener para con el Estado y la Sociedad va más allá de un rol pasivo, es decir, no podemos quedarnos de brazos cruzados y esperar que las cosas se den por arte de magia.

Como en todo sistema politico, existe una especie de plutorcracia que tiene el poder y maneja al Estado a su antojo. Es por eso que cada ciudadano, sujeto de derechos y deberes, debe de involucrarse activamente con su rol democractico para que el poder emane de forma ascendente y no descendente.

Desgraciadamente en la práctica esto no se da y más bien es el plutócrata quien decide cómo se irán a hacer las cosas. El problema es que éste no es el plutócrata utópico de Platón, sino, más bien, en la mayoría de los casos, es un ignorante que ha sido puesto al mando por su sicopantía y por su servilismo.

Es más que evidente que lo que buscan es servir a las clases que ostentan el poder y no les importa un comino el bienestar de los depositantes de la autoridad, que fueron aquéllos que los eligieron. Toda organización ocupa un líder, una persona que haya sobresalido por sus méritos, no sólo académicos, sino en los otros planos multidimensionales. El problema es que le seguimos el juego al establecimiento y despreciamos a los estudiosos y abrazamos a los ociosos.

No obstante esto, los que creemos en el futuro no nos amedrentamos cuando se nos insulta o se nos desprecia por preferir los libros al ocio, o por abstenernos de realizar actos malos sólo porque nuestros semejantes nos presionan. No debemos de desfallecer. He escuchado de muchas personas que pasan por FULVIDA, se les da la píldora roja y prefieren regresar al mundo de la idolatría y de la perversión.

Para aquéllos que ven al colgado como un mesías, les sugiero que vean el documental de National Geographic titulado “Los Rivales de Jesús.” Para los noájidas conscientes, este post va dirigido para todos nosotros. No sólo basta con leer lo que algunos escriben  en esta página, hay que ponerlo en práctica.

Un sistema de gobierno es el producto de la condensación de ideas de cómo llevar a cabo un proyecto de vida tanto para los individuos como para el Estado y la Sociedad y plasmarlo en un texto llamado Constitución Política que lo que busca es darle un enfoque determinado a la política de ese Estado. La razón del por qué los festafadores en los Estados Unidos han adquirido tanto poder ha sido porque se han involucrado en la política. Han hecho su dinero y luego lo han puesto a trabajar.

Es por eso que los noájidas no nos podemos quedar atrás. Debemos de comenzar no sólo a reunirnos sino a diseñar planos de una sociedad libre de idolatría y de maldad. Para ello debe de haber pioneros, pioneros como nosotros que no hemos temido a separarnos del establecimiento y hemos decidido tomar la píldora roja y hacer algo al respecto. Pero la unión es la que hace la fuerza. Se ocupan líderes, cierto, pero el líder no es un aprovechado que busque el beneficio personal a costas de los demás, sino que más bien, es un guía, un depositario de la autoridad que lo que busca es asegurar el bienestar de los demás.

Es hora de despertarnos, es hora de decir no más. Es hora de dejar el egoísmo de lado y pensar sólo en nosotros. Tomemos control y hagamos las cosas bien. Dejemos de andar usurpando identidades que no nos corresponden y pongámonos a hacer lo que nos corresponde.

 

10 pensamientos en “Necesidad imperiosa de contrarrestar los avances del fetráfico”

  1. Así es. Creo que mas allá de las personas de religiones varias no nos conocen, por lo que , a mi entender tendríamos que darnos a conocer en mayor alcance. Por ejemplo todos conocen al Rotary club, no es una organización religiosa, A veces pienso que por miedo a convertirnos e una religión dejamos de lado el tema organizativo como comunidad. Podemos ser como el Rotary o como muchas Organizaciones No Gubrnamentales, sin transformarnos en una religión por eso.

    Nota al margen: Argentinos no se olviden que nos reunimos el 8 de octubre para conocernos las caras algunos Será posible Moré de alguna manera pasar el mail, para quien no se haya podido comunicar y quiera concurrir, sea por su pregunta o de algún otro modo?
    Y no se asusten, que no hay ayuno.
    Besos.

  2. claudia haga un post e incluya en el el contacto en facebook de flvida argentina. le parece?
    tbn cree un evento alli convocando a la gente.
    lo mismo va para las personas de fulvida colombia, mexico, costa rica, etc.
    usen las redes sociales online, aprovechemos esta fabulosa epoca lena de oportunidades de contactar gente.
    cariñs

  3. Querida amiga Eli, gracias, veo que en Colombia las cosas también se están moviendo. Felicidades amigos y a seguir adelante!

    Querido amigo Moré: Pareciera que no. Mucha gente cree estarlo pero a la hora de llegada se retiran y se retractan, el ego no les permite hacer las cosas bien. Pero no podemos desfallecer, hay que seguir adelante.

    Querido amigo Profe: Así es, esperemos que con estos pequeños aportes, podamos comenzar a despertar consciencias.

    Querida amiga Claudia: Correcto, todos saben qué es el Rotary Club pero no muchos conocen el noajismo. Las personas deben de comenzar a despertar de ese letargo espiritual en el que han estado para que se comiencen a dar cambios verdaderos. Por cierto, me parece genial escuchar que Argentina también se está moviendo hacia la senda activa. Felicidades!

    Querido amigo Uri: Exactamente. Esto no es algo que se hace para ganar puntos o para alardear, se hace porque estamos en un momento de caos. El mundo ocupa líderes que tomen las riendas y vuelvan a encauzar las cosas hacia el lado del bien. Cuando se logre esta meta, ya podremos retirarnos de los puestso de dirección y dejar que otros continúen liderando, pero por el momento, no podemos mantenernos inactivos y debemos de hacer todo lo que esté a nuestro alcance para rectificar el tremendo daño que se le ha causado a nuestras sociedades.

Deja una respuesta