¿Reforestar?…Mejor Restaurar

Biológicamente los significados de las palabras REFORESTACIÓN y RESTAURACIÓN no son equivalentes. Al tratar de recuperar un ecosistema degradado por X o Y motivo, reforestarlo es una cosa y restaurarlo es otra.

Al hablar de Reforestación, nos referimos en términos simples a sembrar árboles que en la mayoría de los casos no son propios del ecosistema que vamos a tratar… dichos árboles al no ser nativos del lugar, por lo general no cumplen ninguna función biológica ni productiva de dicho ecosistema. Por otra parte, la Restauración es un proceso más complejo que el anterior, pues tiene que ver con la conservación no solo de la biodiversidad sino también con la de otros recursos naturales como el suelo y el agua, por tanto su meta es regenerar completamente un ecosistema que se encuentra a punto de la extinción sin dejar ninguno de sus componentes a un lado.

En resumen, Reforestar por si solo no garantiza que un ecosistema vuelva a ser funcional y siga conservando todos los elementos que le son característicos… pero la Restauración si lo hace.

Se deben estar preguntando a que viene toda esta “mini charla” biológica, pero el punto que tengo es importante:

· ¿Qué es más importante… Restaurar o Reforestar?

· ¿Estás Reforestando o Restaurando tu vida?

· ¿Qué clase de árboles estas plantando… falsos árboles idolatras o verdaderos árboles noajicos?

Recuerda que dichos árboles idolatras no pertenecen a tu vida y por tanto nunca deben permanecer allí, excepto cuando quieras mostrar una imagen al resto del mundo de un excelente y bello estado espiritual… aunque en el fondo nada te este funcionando como debiera.

Planta todos los días en tu alma arboles Noajidas, Restaura tu vida, procura porque todo vuelva a funcionar como siempre debió hacerlo… recupera el tiempo que perdiste al intentar Reforestar constantemente. Estas a tiempo, llegaste al jardín perfecto!

 

8 pensamientos en “¿Reforestar?…Mejor Restaurar”

Deja un comentario