Todas las entradas de: Manu19

A propósito de Rosh HaShaná… Aprender a recordar!

Nos encontramos a vísperas de una festividad sumamente importante, Rosh HaShaná! Para quienes aun no tengan muy claro de que se trata, me permito hacer una pequeña reseña y digo pequeña porque su valor y significado tanto para el pueblo judío como para nosotros los gentiles es bastante amplio.

Rosh HaShaná traduce literalmente “cabeza del año”, anuncia el comienzo del nuevo año Universal y con él un nuevo ciclo de la relación de Di-s con el hombre. Es una fecha donde recordamos el mes en que el Eterno creó el mundo y según la tradición, en este día fue creado Adán, el primer hombre. En esta celebración debemos tener claras tres acciones: Agradecer, que gracias a Él concluimos un año con metas alcanzadas y comenzamos otro llenos de salud, bienestar y bendiciones;  arrepentirse sinceramente por las ocasiones en que no cumplimos a cabalidad los preceptos designados y prometer crecer cada día más del nuevo año en nuestra identidad.

Pero el objeto de lo que escribo hoy no es precisamente sobre lo que significa el Rosh HaShaná, sino sobre una actitud que solemos tomar en estos últimos días del año (y bueno, puede decirse que siempre) y es la de olvidar. Es muy de humanos querer olvidar todo aquello que nos desagrada ya sean personas, objetos o situaciones, y es algo lógico pues no queremos recordar por siempre lo que alguna vez nos hizo tanto daño; pero creo que la clave no se encuentra en olvidar sino en aprender a recordar.

A medida que pasa el tiempo vamos construyendo nuestra historia con cada persona, cada situación, cada risa, cada lágrima, cada momento de soledad y también de felicidad; todo queda consignado en el libro de la vida de forma que es imposible intentar modificar algo. Partiendo de este hecho, de que estamos construidos de historias y experiencias, parece ilógico entonces el acto de olvidar porque significa casi negar nuestra propia existencia, lo que algún día fuimos o vivimos.

Es importante tener en cuenta que Dios es quien dirige nuestras vidas, que todas las personas (para bien o para mal) que llegan a nosotros no lo hacen por azar es porque en realidad tienen un papel que cumplir y todas las situaciones buenas o malas fueron también predestinadas por Él de modo que pudiéramos aprender de todo lo vivido para construirnos como personas continuamente, para que viviendo bajo sus designios alcanzáramos al final de la vida la perfección del espíritu.

Rosh HaShaná es una fecha perfecta para que nos habituemos en el ejercicio de aprender a recordar, hacer una mirada global a los momentos incómodos por los que un día pasamos y reconocer que inevitablemente algo debimos aprender; recordar no con rencores sino mas bien con agradecimiento y con la satisfacción de que gracias a esos momentos hoy somos lo que somos y que afortunadamente (si nos lo proponemos) crecimos espiritualmente. Con lo anterior viene también el perdón, pero un perdón sincero aceptando que si como humanos cometemos cientos de errores otras personas pueden también equivocarse con nosotros y es que al fin y al cabo vivir es una preparación para el momento en que nos reunamos otra vez con Hashém, como cuando los niños aun inexpertos agreden sin pensar a otros es deber de los padres corregirlos y de los propios niños aprender… así mismo Di-s nos corrige y nosotros en medio del desconocimiento del buen vivir, aprendemos.

Familia, les deseo a todos una muy feliz fiesta llena de bendiciones y buenos deseos, con un nuevo año lleno de experiencias para el propio crecimiento espiritual, un abrazo fraternal.

¿Noájida o Noaj-maniático?

Buen día querida familia, hace bastante tiempo no escribía algo y es que por un largo rato sentí que no me venía la inspiración y bueno, así como un día vino un pequeño bloqueo mental hoy nuevamente me llegaron las ganas de escribir.

Antes que nada, refiriéndome al título del texto hay que definir el sufijo –manía que según la RAE (tomado de: http://drae2.es/man%C3%ADa) :

manía.

(Del lat. manĭa, y este del gr. μανία).
1. f. Especie de locura, caracterizada por delirio general, agitación y tendencia al furor.
2. f. Extravagancia, preocupación caprichosa por un tema o cosa determinada.
3. f. Afecto o deseo desordenado. Tiene manía por las modas.

Me guío por la segunda definición y me puse a pensar sobre aquellas personas que son “Noaj-maníacas”, sé que la palabra es extraña ya que yo misma le acuñé el término (ojalá la Real Acade2mia de la Lengua no se moleste) a aquellos personajes que vuelcan su vida al noajismo casi que 100%, se aprenden de memoria el Camino del Gentil Justo, repiten en orden las 7 leyes , no salen nunca de Fulvida.com… pero, que así como pasa la Justinmania (la locura por aquel ídolo adolescente Justin Bieber), la Joliemanía, la Facebookmanía, la MySpacemanía, la Yogamanía, y etc etc… les pasa tambien la Noaj-manía.

Y es que existe una gran diferencia entre ser Noaj-maníaco y ser un verdadero Noajida, pues esto último se refiere a nuestra identidad mientras que la primera inevitablemente se refiere a cuestiones gobernadas por el ego. No es una cosa de moda que en su momento suena como la salvación a todas nuestras plegarias pero que al pasar el tiempo queda en el olvido, no es una cosa de aprenderse las 7 leyes de memoria o el Camino del Gentil Justo de la A a la Z y repetirlos como un loro a todo aquel que pregunte, NO! es saberlo, entenderlo, comprenderlo y sobretodo VIVIRLO, no es tampoco ir por el mundo como un misionero con el afán de evangelizar y convertir a todas las personas… DEFINITIVAMENTE NO!, porque ni siquiera es nuestro deber actuar como tal, es con nuestras acciones, nuestro estilo de vida, con el trato que le damos al prójimo y como cuidamos cada día lo que el Eterno nos da es como llevamos esa luz que tantas personas necesitan.

Porque no falta aquel, que llega acá y nos llena de palabras bonitas y nos envía bendiciones diarias, que nos desea un feliz séptimo todos los Viernes pero que cuando apaga su PC no le agradece a Dios estar vivo cada día sino que reniega de los problemas cotidianos, que no ayuda al necesitado, que no se para de la silla para que se siente la anciana o la embarazada, que continua dudando sobre si estará actuando bien o mal al decirle no a la idolatría y a la Iglesia y teme sentirse juzgado, que no cuida el medio ambiente ni respeta a otros seres que viven en este mismo planeta, que no se conmueve ante las situaciones catastróficas que se están viviendo actualmente en el mundo y simplemente piensa… nah! Eso no es conmigo!, y luego como si nada, llega acá y dice “yo soy un constructor de Shalom”

Amigos, no solo se construye Shalom en nuestra cabeza, repitiéndonos a nosotros mismos como borregos todo lo que encontramos en este sitio; hay que transmitirlo a nuestros hijos, padres, hermanos, amigos y conocidos, hay que vivirlo diariamente porque eso es lo que Dios quiere de nosotros y que de esta manera las personas se den cuenta lo bonito que es tener esta identidad!… No se puede tomar tan a la ligera como una moda, que cuando nos aburrimos simplemente nos pasamos a otra, hay que entender que uno es noájida desde que se nace hasta que se muere, no es que hoy me aburra y mañana me vuelva Budista o Testigo de Jehová y para aclarar: Tampoco es un camino hacia el Judaismo!!! Tal vez eso suene repetitivo pero para algunos es difícil de entender.

Para aquellos que tienen miedo de vivir como Noajidas, que aun piensan en el que dirán les digo: No están construyendo Shalom. Vivanlo, transmítanlo, eduquen al que abre su corazón y está necesitado de luz porque si tenemos al Eterno de nuestro lado no debemos sentirnos nunca con miedo, todo lo contrario… El es nuestro mejor aliado en la tarea de ser justos entre todas las naciones. Saludos
 

Hay Que Actuar Ahora

“Cuando llega el tiempo en que se podría, ha pasado el tiempo en que se pudo.”

— Marie von Ebner-Eschenbach

 

Hace poco encontré esta frase divagando en internet, me llamó bastante la atención y se me hizo imposible no pensar en ustedes y en Fulvida. Lo hice porqué sé (o por lo menos me ha pasado a mi) que alguna vez hemos estado en situaciones en las cuales es necesario actuar de inmediato porque luego puede ser muy tarde.

Tarde para cambiar el mal día por el que estas pasando, tarde para sentirte mejor, tarde para realizar una buena acción, tarde para cambiar tu vida… tarde para cambiar la vida de alguien. Y es increíble, pero a veces hasta tardar 5 minutos significa que ya es tarde! Los momentos precisos para actuar no se buscan, simplemente llegan y por tanto no deben desaprovecharse.

Entonces ¿Qué es lo que tu como Noajida no debes desaprovechar?. Buena pregunta, porque son muchos los momentos que Dios nos regala a diario para aprovecharlos al máximo, superarnos como personas, desafiarnos a nosotros mismos y ver que tan bien o tan mal podemos actuar. Por ejemplo: Cada dia que nos despertamos, es preciso agradecer porque para muchas personas ya fue muy tarde, y nosotros aun tenemos la oportunidad de despertar. Cuando se presenta la oportunidad de un trabajo tan esperado y simplemente por no confiar en nuestras propias capacidades decimos que no, y ya luego es muy tarde porque a lo mejor esa oportunidad se vuelva a aparecer… y así con tantísimas cosas!

Y algo muy importante que debemos tener siempre presente, que es necesario actuar cuando nos encontramos en el camino con personas que necesitan ayuda… especialmente espiritual. Esto no debe confundirse con “profetizar” porque en muchas ocasiones se ha discutido que esa no es una tarea del Noajida, pero lo que si nos concierne a nosotros es construir a diario Shalom y que mejor manera de hacerlo que ayudar a alguien a despertar del mundo idolátrico en el que vive, aprovechando que esta misma persona esta sin querer dispuesta a cambiar, y de acuerdo a lo anterior a veces puede ser demasiado tarde si no se actua en el momento preciso, cuando esa persona se cruza en el camino, cuando Dios mismo la coloca ahí para probar tu capacidad de construir un mundo mejor ayudando a los demás… acá no vale decir, umm tal vez le diga después que existe un lugar llamado Fulvida, cuando termine de hacer esto le digo que hay algo maravilloso que se llama “Ser Noajida”, quizá la otra semana lo invite a mi casa para tomar un té y hablar sobre el tema. No! Porque tal vez luego puede ser muy tarde y esa persona encontrara otras opciones y jamás va a tener la oportunidad de despertar.

Lo mismo sucede con los grupos de fulvida que se encuentran en las diferentes ciudades. El momento de actuar es ahora, las ideas y los proyectos no deben quedarse ni escritos ni en solo palabras, las ganas deben transformarse en hechos porque esa es la única manera de dar a conocer al mundo el estilo de vida que hasta ahora nos ha traido tantas alegrías… y es preciso actuar ahora mismo, porque nuestra labor es construir Shalom!

Entonces, pensemos en cuantas oportunidades hemos perdido en la vida para actuar y pensemos tambien que hoy es un dia para cambiar y no se debe desperdiciar.

 

¿Reforestar?…Mejor Restaurar

Biológicamente los significados de las palabras REFORESTACIÓN y RESTAURACIÓN no son equivalentes. Al tratar de recuperar un ecosistema degradado por X o Y motivo, reforestarlo es una cosa y restaurarlo es otra.

Al hablar de Reforestación, nos referimos en términos simples a sembrar árboles que en la mayoría de los casos no son propios del ecosistema que vamos a tratar… dichos árboles al no ser nativos del lugar, por lo general no cumplen ninguna función biológica ni productiva de dicho ecosistema. Por otra parte, la Restauración es un proceso más complejo que el anterior, pues tiene que ver con la conservación no solo de la biodiversidad sino también con la de otros recursos naturales como el suelo y el agua, por tanto su meta es regenerar completamente un ecosistema que se encuentra a punto de la extinción sin dejar ninguno de sus componentes a un lado.

En resumen, Reforestar por si solo no garantiza que un ecosistema vuelva a ser funcional y siga conservando todos los elementos que le son característicos… pero la Restauración si lo hace.

Se deben estar preguntando a que viene toda esta “mini charla” biológica, pero el punto que tengo es importante:

· ¿Qué es más importante… Restaurar o Reforestar?

· ¿Estás Reforestando o Restaurando tu vida?

· ¿Qué clase de árboles estas plantando… falsos árboles idolatras o verdaderos árboles noajicos?

Recuerda que dichos árboles idolatras no pertenecen a tu vida y por tanto nunca deben permanecer allí, excepto cuando quieras mostrar una imagen al resto del mundo de un excelente y bello estado espiritual… aunque en el fondo nada te este funcionando como debiera.

Planta todos los días en tu alma arboles Noajidas, Restaura tu vida, procura porque todo vuelva a funcionar como siempre debió hacerlo… recupera el tiempo que perdiste al intentar Reforestar constantemente. Estas a tiempo, llegaste al jardín perfecto!

 

Una Tortuga en el Poste

Un joven Noajida está paseando por la plaza de un pueblo de nuestras serranías y decide tomar un descanso. Se sienta en una banca, al lado se encuentra un señor de más edad (Igualmente Noajida), naturalmente, comienzan a conversar sobre el país, el gobierno y finalmente sobre los cristianos y similares.

 

El señor le dice al joven:

– ¿Sabe joven? “LOS CRISTIANOS Y DEMAS IDOLATRAS SON COMO UNA TORTUGA EN UN POSTE” –

 

Después de un breve lapso, el joven responde:

– No comprendo bien la analogía… ¿Qué significa eso señor? –

 

Entonces el señor le explica:

– Mira chico, si vas caminando por el campo y ves una tortuga arriba de un poste de alambrado haciendo equilibrio ¿Qué se te ocurre? –

 

Viendo la cara de incomprensión del joven continúa con su explicación:

– Primero: No entenderás cómo llegó ahí. Segundo: No podrás creer que esté ahí. Tercero: Sabrás que no pudo haber subido allí solita. Cuarto: Estarás seguro que no debería estar allí. Quinto: Serás consciente que no va a hacer nada útil mientras esté allí… Entonces lo único sensato sería a ayudarla a bajar –

 

Analicemos esta analogía sabiendo que algún día también fuimos aquella tortuga maromera, nunca supimos como llegamos allí porque simplemente desde que nacimos nos colocaron una venda en los ojos… ahora que ya despertamos a la verdad nos parece increíble que tantas personas sigan tan ciegas y sordas a causa de la idolatría. Si bien el Noajida no tiene la obligación ni debe “Hacer misión tratando de convertir a las personas al Noajismo” puede brindar una luz de esperanza y verdad a aquellos cristianos y similares que se dejen ayudar (recuerden que hay gente con vacios espirituales y sed de Di-s gigantes).

Para construir Shalom no basta con nosotros solos, ni con unos cuantos… hacen falta todos los días más y más personas que estén deseosas de ayudar.

Que nuestras relaciones con los demás definan nuestros deberes!

Basada en el “Manual de Vida” de Epicteto, me atrevo a escribir las siguientes lineas para ustedes, espero que sean de su agrado y tambien sean constructivas:

Como bien sabemos no somos entidades aisladas, mas bien somos una parte unica e insustituible de la sociedad. No podemos olvidar que somos una pieza esencial del rompecabezas de la humanidad. Cada uno es parte de una compleja, intrincada y perfectamente ordenada comunidad Humana. Pero, ¿donde encajamos dentro de esa red? ¿con quien estamos en deuda?… Tal vez debamos investigar y solo asi comprenderemos nuestras relaciones con los demas.

Cuando reconozcamos nuestras relaciones naturales y al hacerlo podamos identificar nuestros valores, nos ubicaremos adecuadamente dentro del esquema de nuestra socidedad. Nuestros deberes surgen naturalmente de relaciones tan fundamentales como la familia, el vecindario, el lugar de trabajo o nuestra nación. Desarrollemos el hábito de considerar nuestros papeles (como padres, hijos vecinos, ciudadanos y dirigentes) y las obligaciones naturales que de ahi se desprenden, una vez sepamos quienes somos y con quienes estamos vinculados, sabremos que hacer.

Si un hombre es nuestro padre, por ejemplo, de alli se desprenden ciertas obligaciones espirituales y prácticas. El que sea nuestro padre implica un vínculo fundamental y perdurable entre nosotros. Estamos naturalmente obligados a cuidar de el, a escuchar sus consejos, a ejercitar la paciencia cuando escuchamos sus opiniones. Pero entonces supongamos que no es un buen padre, quizas sea fatuo, poco educado, poco refinado o tenga ideas muy diferentes a las nuestras ¿acaso la naturaleza le da un padre ideal a cada uno?. Cuando se trata de deberes fundamentales como hijos, cualquiera sea el caracter de nuestro padre, calesquiera que sean sus hábitos o su personalidad, esos aspectos son secundarios. El orden Divino no diseña a la gente o a las circunstancias de acuerdo con nuestros gustos, lo hallemos agradable o no, este hombre es en ultima instancia nuestro padre, y estamos obligados a cumplir, de la mejor manera posible, con todas nuestras obligaciones filiales.

Es casi que imposible permanecer rectos en estas obligaciones, pero cuando flaqueamos nos desviamos y comenzamos a imaginar que las cosas que no estan en nuestro poder son malas, cuando esto sucede el hábito de culpar a los demas por nuestra suerte en la vida se arraiga inevitablemente y nos perdemos en una espiral negativa de envidia, lucha, desencanto, ira y reproche… algo que es natural, puesto que las criaturas siempre por instinto se apartan de aquello que consideran dañino y buscan y admiran aquello que consideran bueno y conveniente. Pero nuestra meta debe ser buscar la armonia con la naturaleza y con Di-s, porque ese es el verdadero camino hacia la libertad. Dejemos que los demas se comporten como deseen de cualquier manera esto no esta bajo nuestro control y por consiguiente no debe hacer parte de nuestras preocupaciones (como lo enseñó alguien de fulvida en el post llamado “El viejo Moré”). Comprendamos que el ETERNO programó la naturaleza de una forma ordenada según la razón, pero que no toda ella es razonable.

La mayor parte de la gente tiende a engañarse al pensar que la libertad consiste en hacer lo que le agrada o lo que propicia su comodidad y bienestar. La verdad es que aquellos que subordinan la razón a los sentimientos del momento son realmente esclavos de sus deseos y aversiones y estan mal preparados para actuar de manera noble y eficaz cuando se presentan retos imprevistos… como siempre ocurre. La autentica libertad exige mucho de nosotros, al descubrir y comprender nuestras relaciones fundamentales con los demas y cumplir con celo nuestros deberes, la verdadera libertad anhelada por todos entonces es posible.

Y por ultimo, no olvidemos que la voluntad Divina existe y dirige el universo con justicia y bondad, aun cuando no siempre sea evidente, cuando contemplamos unicamente la superficie de las cosas. Centremos nuestra determinación en esperar justicia, bondad y orden y estas virtudes seguramente se harán mas presentes en todos los asuntos de la vida.

Cuando nos esforcemos honestamente por actuar como personas sabias y decentes, que buscan adecuar sus intenciones y actos a la voluntad Divina, no nos sentiremos heridos por las palabras o las acciones de los demas. Hay que confiar en que hay una inteligencia superior que es Nuestro Padre y cuyas intenciones dirigen nuestra existencia, entonces que nuestra meta primordial sea dirigir nuestra vida en consonancia con la voluntad de El.

¡Aunque no lo veas… algo esta sucediendo!

No hay que ser agricultor para saber que una buena cosecha requiere de una buena semilla, buen apoyo y riego constante. Tambien es obvio que quien cultiva la tierra no se impacienta frente a la semilla sembrada, hálandola con el riesgo de echarla a perder, gritandole con todas sus fuerzas : “Crece por favor!”.

Hay algo muy curioso que sucede con el bambú japonés y que lo transforma en no apto para impacientes: Siembras la semilla, la abonas y te ocupas de regarla constantemente. Durante los primeros meses no sucede nada apreciable, en realidad, no pasa nada con la semilla durante los primeros siete años, a tal punto que un cultivador inexperto estaría convencido de haber comprado semillas infértiles. Sin embargo, durante el séptimo año, en un periodo de sólo 6 semanas el bambú crece ¡mas de 30 metros! ¿Tardó sólo seis semanas en crecer? No, la verdad es que se tomó siete años y seis semanas en desarrollarse.

Durante los primeros siete años de aparente inactividad, este bambú estaba generando un complejo sistema de raíces que le permitirían sostener el crecimiento, que iba a tener despues de siete años.

Sin embargo, en la vida cotidiana, muchas veces queremos encontrar soluciones rápidas y triunfos apresurados, sin entender que el éxito es simplemente resultado del crecimiento interno y que éste requiere tiempo. Es necesario entender que en muchas ocasiones en nuestra vida personal, en nuestro estudio o trabajo nos enfrentamos a situaciones en las que creemos que nada está sucediendo. En esos momentos basta recordar el ciclo del bambú japonés y aceptar que “en tanto no bajemos los brazos” ni abandonemos por no “ver” el resultado que esperamos, si está sucediendo algo dentro de nosotros…

Estamos creciendo espiritualmente, pero necesitamos en un mundo tan inmediatista como el nuestro, tener la paciencia del sembrador que aguarda el momento en que la semilla dé su fruto.

Si no consigues ahora lo que anhelas, si no alcanzaste aquello por lo que tanto luchaste… no desesperes… quizá sólo estes echando raíces…

EL EFECTO PIRAMIDE

En el último mes, Colombia ha estado viviendo una verdadera crisis social y económica gracias a las llamadas pirámides cuyos dueños y/o presidentes prometen grandes sumas de dinero a sus inversionistas a cambio de una pequeña inversión.

Las pirámides manejan un sistema que funciona de la siguiente manera:

La punta de la pirámide esta conformada por los primeros ahorradores, quienes a su vez llevan al sistema mas personas. Los intereses de la punta de la pirámide se pagan con la inversión que hicieron los siguientes en entrar, luego se suman más y mas personas y así sucesivamente cada quien recibe sus intereses los cuales son excesivamente altos.

Es decir, si en un comienzo una persona invierte 1000 dólares, al cabo de un mes estaría recibiendo 2500 o hasta 3000 dólares más o menos.

El tiempo promedio de duración de estas pirámides es de mas o menos 1 año luego del cual esta colapsa, ya sea porque no hay dinero suficiente para pagarle a todos los ahorradores o simplemente porque el dueño del negoció huyó con la plata (que es lo que generalmente sucede). Pirámides y cadenas de ese tipo surgen cada cierto tiempo en diferentes países, donde la historia se repite con algunas variaciones.

En Colombia, algunas pirámides como Dinero Fácil, Rápido y Efectivo (DFRE) llegaron a ofrecer rendimientos hasta del 150% mensual antes de quebrar, en su afán por atraer inversionistas.

La Fiscalía y el gobierno sospechan, además, que las pirámides sirvieron para lavar grandes cantidades de dinero provenientes del narcotráfico. Las autoridades creen que unos US$1.000 millones fueron invertidos en esos sistemas informales de ahorro, que no son cubiertos por el fondo de garantías de depósitos que existe para el sistema financiero convencional.

Los damnificados son todo tipo de personas, desde viudas y empleados pobres hasta dirigentes políticos, periodistas y congresistas. Todos con el afán de ganar dinero fácil y rápido que de ninguna otra manera lo obtendrían trabajando todas sus vidas. La situación es tan grave, que ya se han evidenciado desordenes públicos en las diferentes ciudades del país, el saldo que deja todo esto es de mas o menos unos 2 millones de afectados.

Lo curioso acá es que los dueños de estas pirámides son personas realmente jóvenes, me refiero especialmente al señor de la firma DMG, David Murcia Guzmán, quien solo cuenta con 28 años y ahora esta envuelto en una de las mas grandes estafas vividas en este país. Hace falta tener un gran carácter y una gran inteligencia para llevar a cabo tan malévolo plan, ¿no se preguntan ustedes que si todo el potencial que posee este joven se hubiera usado para otros fines benéficos el resultado no hubiera sido maravilloso?, ayudar a los mas necesitados, crear fundaciones, etc. Tantas cosas…

Por eso el motivo de este post, es para invitarlos a que en fulvida también construyamos una especie de pirámide, donde nuestras experiencias sean transmitidas a quienes todavía navegan en las turbias aguas de la idolatría. Una pirámide sólida, construida con los cimientos de los 7 preceptos de Di-s. Invitemos a otras personas a que se unan a la verdad pero no juzgando sus erróneas creencias sino demostrando con nuestra forma de actuar la bonita libertad de la que el Eterno nos deja disfrutar, estemos siempre atentos a brindar nuestra mano cuando alguien necesite ayuda, especialmente espiritual, y por ultimo, debemos tener siempre ganas, carácter y valor para construir esta pirámide que es guiada por nuestro Di-s unico y verdadero, que trae consigo grandes ganancias y tesoros para todos aquellos quienes invierten su tiempo y su corazón en este viaje, que no le roba a nadie al contrario la ganancia espiritual es infinita y no se compara con nada material y que finalmente es tan fuerte que nunca va a colpsar.

Carpe Diem!

Por acá me encontré este poemita de Walt Withman, creo que algunos lo deben conocer pero igual no sobra publicarlo acá, espero que les guste.

Carpe Diem! Aprovecha el día,
No dejes que termine sin haber crecido un poco,
sin haber sido un poco más feliz,
sin haber alimentado tus sueños.

No te dejes vencer por el desaliento.
No permitas que nadie
te quite el derecho de
expresarte que es casi un deber.

No abandones tus ansias de hacer de tu vida
algo extraordinario…

No dejes de creer que las palabras, la risa y la poesía
sí pueden cambiar el mundo…

Somos seres humanos, llenos de pasión.
La vida es desierto y también es oasis.
Nos derriba, nos lastima, nos convierte en
protagonistas de nuestra propia historia…
Pero no dejes nunca de soñar,
porque sólo a través de sus sueños
puede ser libre el hombre.

No caigas en el peor error, el silencio.
La mayoría vive en un silencio espantoso.
No te resignes…
No traiciones tus creencias. Todos necesitamos
aceptación, pero no podemos remar en
contra de nosotros mismos.
Eso transforma la vida en un infierno.

Disfruta el pánico que provoca tener
la vida por delante…
Vívela intensamente,
sin mediocridades.

Piensa que en ti está el futuro y en
enfrentar tu tarea con orgullo, impulso
y sin miedo.

Aprende de quienes pueden enseñarte…

No permitas que la vida
te pase por encima
sin que la vivas…


Walt Withman