GANAR O PERDER

Muchas cosas se envuelven en este ambiente de ganancia o pérdidas, pero; ¿cómo saber que realmente ganamos o perdemos algo?, recurramos un momento a algunas definiciones, para comprender un poco mas estos términos.

Ganar: 1.- Llegar a donde se pretende. Ejemplo: Ganaron la carrera tras un duro esfuerzo, 2.- Lograr algo. Ejemplo: Ganó las favores de sus familiares. Otro ejemplo que podemos conseguir donde se involucre este término es: “Ha ido ganando con los años”, refriéndose a prosperidad, a mejoras.

Perder: 1.- Dejar de tener o no encontrar alguna cosa que se poseía. Ejemplo: perdió las esperanzas. 2.- Malgastar, desperdiciar una cosa. Ejemplo: Perder el tiempo. 3.- No lograr lo que se esperaba o se necesitaba. Ejemplo: perder el bus.

Estos son tan solo unos pocos ejemplos donde intervienen estas dos palabras. Ahora bien, estas son definiciones formales de cada palabra, mas analicemos un poco sobre la utilización e interpretación que le dan ciertas personas a lo que estamos estudiando.

Particularmente compartiré con cada lector, lo que me sucedió hace aproximadamente cinco (5) meses atrás. Mi hermana de sangre vendió su casa para comprar un automóvil y elevar un poco su economía, alquilando el carro para trabajar como taxi, confió la tarea a mi padre, quien él de igual forma confió en mí (se podría decir que por mis buenas acciones gane su confianza). Una noche Salí a lo que llaman una discoteca, esa noche de regreso a casa ocurrió lo inesperado, trágicamente di vueltas en el carro, el cual quedo hecho pedazos, rodé y rodé, dentro del carro hasta que paro de dar vueltas, tuve que romper el vidrio del chofer para salir del carro que había quedado con las ruedas hacia arriba. Luego de una llamada llegaron  mis padres segundos después que equipos de emergencias médicas y demás, de inmediato me llevaron del lugar. En el camino a casa no se pronuncio ni una palabra de mi parte ni de mi madre, sino predominaba un profundo silencio, y en mi mente abundaba una sensación de culpa, tristeza y decepción conmigo mismo.

Al llegar a casa recuerdo llorar en brazos de mi madre, diciendo lo decepcionado que estaba de mi mismo. En ese momento yo pensaba en todo lo que estaba perdiendo, no solo material sino que había perdido todo pensamiento bueno que tenían mis padres, hermana dueña del carro y no solo eso sino todo lo que se venía encima, ahora lo veo gracioso, ¿yo? Pensando en tantas cosas negativas y mi madre mientras me abrazaba lloraba de alegría porque estaba vivo.

Al día siguiente del accidente parecía que nada había pasado, amigos y seres queridos llegaron hasta mi casa, con regalos, bebidas entre otros, yo la noche anterior casi muero y todos ese día me llenaron de energías apoyo y cariño impresionante, muchos esperaban verme tirado en una cama con huesos rotos o algo por la forma que veían el carro mas nada me sucedió. Ese día había nacido nuevamente. 

 

Al comienzo del texto comentamos definiciones de estas palabras y según éstas, podríamos decir que arruine la economía de mi hermana, la fuente de empleo de mi padre, el hogar de mi hermana, y perdí mucho frente a mi familia.

Hoy más de 5 meses después de la tragedia me doy cuenta que el perder o ganar siempre está en el diario vivir, y que las cosas no suceden por casualidad, sino una majestuosa razón, aquel día siguiente del accidente quien sabe que desastre mayor hubiese ocurrido si a mí, no me sucede lo que ocurrió. Hoy es día en que el seguro no ha reparado el carro, podría decirse que se perdió un bien material, pero lo más sorprendente y no tanto a la vez porque, vuelvo y repito no existen las coincidencias, ni existen los accidentes. Eso que para muchos es una tragedia, para mi fue una maravillosa bendición, ¿porque?, porque a raíz de todo esto, mi familia se unió, nosotros nos hemos esforzado mucho mas para pagar todas las deudas, ahora tenemos carro nuevo y propio (no de mi hermana), la relación con mi hermana es excelente. Nos hemos vuelto emprendedores y ahora estamos proyectados a grandes riquezas.

Dicho esto la pregunta es ¿Perdí o Gané?, a mi criterio Gané: Sabiduría, aprendí a amar más a mi familia, y bueno aprendí a utilizar mejor los ¡frenos del vehículo!

Aprendamos a ver las cosas positivas en vez de las negativas, y sacarle el mayor provecho a las bendiciones que nos dan, de esta forma viviremos en verdadera conexión con el eterno, y viviremos en un completo Shalom.

Aunque ahora tan solo manejo el carro del supermercado, cuando voy de compras, aunque las circunstancias digan que perdemos nunca lo haremos porque el creador tiene todo bajo su dominio y con un propósito viene  es creada cada una de ellas.

 

7 pensamientos en “GANAR O PERDER”

  1. Mis felicitaciones para mi compañero de investigación, quien ha ido creciendo, admiro su inteligencia y fuerza para superar las dificultades. Sigamos Construyendo Shalom.

  2. Gracias More, con deseos de volver a compartir con usted, mi cariño para usted y los suyos!. y Seba tus saludos son recibidos con gusto, gracias por participar!

  3. a seguir aqui, trabajando, duro, con animo, q siempre estaremos mejor.

    q pasa con jaime reyes, roberto, y con el resto de los amigos? podremos darles un amable sacudon para despertarlos y traerlos para aqui, q participen, cada uno como pueda.

Deja una respuesta