La verdad de la Idolatría – Parte 2

Los romanos se habían instalado en Israel, ellos fueron con sus idolatrías. Los judíos daban vuelta, no tocaban. Cuando le traían algo que paso por la idolatría ellos decían: «no podemos comer», le tocaban el vino y decían: «no tomamos del vino» y esto a los romanos les chocaba. Ellos decían: «¿Que pasa, que tienen ustedes contra nuestro pluralismo? ¿No hay pluralismo, ustedes no son tolerantes? ¿Porqué no actúan acorde nuestras creencias?»

Los celos de Hashem.

Una vez Agripa, también un Romano, que era uno de los jefes del ejercito Romano. Le preguntó a Rabam Gamliel:

– En la Torá de ustedes esta escrito que Dios es un Dios celoso y que se enoja con fuego. ¿Ustedes ya vieron alguna vez que el campesino tenga celos del rey? el campesino sabe que es campesino y no tiene celos, campesino de campesino si. ¿Quien se cela? dos vecinos que se conocen, dos primos, dos hermanos que están a un mismo nivel. Uno no se va a celar de alguien que esta o muy arriba o muy abajo. Los celos implican una igualdad. Entonces, ¿Dios es celoso de la idolatría? ¿Como puede ser?, si solamente se celan personas de un mismo nivel, si se cela quiere decir que esta a la misma altura.

Le dijo Rabam Gamliel: – No compares esto con un sindicato, no estamos hablando de un sindicato, no estamos hablando de los celos de dos personas que tienen un mismo oficio. Vamos a comparar esto con una familia.

«Uno estaba casado con una mujer y decidió casarse con una segunda mujer. La primera es una chica pobre, sencilla, de una familia desconocida, la segunda esposa es de una familia muy famosa, una mujer muy rica, muy importante. La primera no se cela de la otra ¿porque? ella dice: «si mi marido eligió una mujer así, quiere decir que yo también soy importante, soy la primera mujer. Levanto el nivel mío». Si la segunda esposa es más importante que la primera ella no se cela. Pero, si él estaba casado con una mujer importante y fue y se metió con una mujer de menos nivel, la primera se pone celosa, porque la esta bajando al mismo nivel.»

No se puede comparar con dos artesanos, dos médicos o dos profesionales, porque el pueblo judío esta casado con Hashem, por eso leen el cantar de los cantares los viernes. Entonces, si ellos toman otra pareja de menos nivel, ahí recién existen los celos.

La verdad de la idolatría.

Cierta vez suni, también un romano, le pregunto a Rabí Akiba: «Mi corazón y tu corazón, saben que la idolatría no tiene poder», o sea este ya reconocía que la idolatría no tiene poder. «Pero, lo que me confunde», decía Suni, «es que vemos gente que va toda rota, se arrodilla a la idolatría y sale de ahí caminando. ¿Como puede ser?”

Por ej. En la noche de ayer, acá en Argentina las personas hicieron una peregrinación hasta lujan por la virgen. Cuando llegan a la iglesia se postran y caminan arrodillados hasta llegar a la virgen. Hay veces en que ciegos, sordos o rengos van a estos lugares, a estos santuarios, se arrodillan, rezan y algunos se curan, salen bien, salen sanos. Hay casos así y este hombre vio, sino no le preguntaba a Rabí Akiba.

Pero, hay que tener en claro que de los cien mil que van, uno o dos se curan. Es como la lotería, ¿quien va a ganar? uno. Algunos dicen: «a lo mejor soy yo, me conviene ir.» Por lo tanto algunos van pues a lo mejor se curan ellos.

¿Contra esto que podemos decir?

Le dijo Rabí Akiba: «Te voy a dar un ejemplo, ¿Con que se compara esto?:

«Había una persona que era un hombre muy honesto, todos confiaban en él. La mayoría de las personas le dejaba dinero guardado, sabían que lo iba a devolver sin pedir testigos porque era confiable y muy honesto. Cierto día viene uno a dejar dinero con dos testigos, decía: «mira te dejo tanto dinero.» Es decir este, no confiaba tanto en el hombre honesto. Una vez este desconfiado vino y se olvido de traer testigos, igualmente dejo el dinero. Pero sin testigos. La mujer del hombre honesto estaba enojada con este señor, mientras todas las personas confiaban en su marido, no pedían que firme, no traían testigos. Quiso aprovechar la oportunidad que el desconfiado no trajo testigos para robarle. Dijo la mujer: «a este lo vamos a castigar por la forma de desconfiar de mi marido, cuando venga a cobrar le vamos a decir ¿tenes testigos?».

¿Esta bien lo que dijo la mujer? ¿esta bien o esta mal? esta mal, ¿porque el otro es desconfiado yo voy a ser un ladrón?¿porque el otro es desconfiado yo voy a robar?.

Le dijo el marido a la mujer: «¿porque el otro hace las cosas equivocadamente yo voy a perder mi fidelidad?”

Hasta acá el ejemplo, ahora ¿Que tiene que ver esto con la idolatría? Ahora vamos a ver, presten atención:

El 99,9 o 100 por ciento de las personas que se dirige a la idolatría lo hacen por problemas de salud, porque necesitan algo, quieren algo, «por favor, cúrame de esto, cúrame de lo otro, mándame esto, mándame lo otro.»

Los sufrimientos, las enfermedades que vienen a la persona son enviados del Creador del Mundo, ¿para que? para hacernos reflexionar, para hacernos teshuva. Dios le manda a tal persona una neumonía o una infección estomacal, va a tener que estar dos semanas en cama.

Dios le dice al virus este o a la bacteria: «anda, entra en fulano, quédate dos semanas y salí. Ustedes – le dice Dios – no podes irte sino tal día, o a tal hora o con tal médico.» Dios le hace jurar a la enfermedad de que no se va a ir de ahí hasta que vea a cierto médico o tenga cierto remedio o a tal hora.

A veces, cuando llega el momento de salir de la enfermedad, porque ella juró delante de Dios y Él decreto que a tal hora salía, ¿A donde esta este fulano? arrodillado delante de una idolatría. Y esta pidiendo a la idolatría: «Por favor, cúrame», entonces dice la enfermedad: «si salgo, este va a pensar que la idolatría lo curó, pero si no salgo no cumplo con mi juramento y yo siempre le fui fiel a Hashem», entonces ¿que hace la enfermedad? Recuerden el ejemplo. Tiene que salir.

Ella dice: «porque este tonto esta arrodillado delante de una idolatría, ¿yo voy a perder mi fidelidad?¿no voy a cumplir con mi juramento?. Salgo, que se equivoque, que piense que la idolatría lo curó, yo voy a cumplir con mi función.»

Dijo Rabí Iojanan: «Esta escrito que las enfermedades son malas y fieles. Malas en su misión pero fieles a su juramento.»

Rabí Yehuda enseñaba: «Hay una idolatría en una ciudad que cuando no llueve esta idolatría se presenta frente a los ciudadanos en sueños. Le dice: «maten una persona en mi culto y voy a mandar lluvia», ¿que hace la gente? agarran el primero que se cruce, lo ofrecen a la idolatría y llueve. ¿Llueve, como puede ser?

Dijo Rabí: ¿Porque pasa esto?

Contesto Rab: ¿Sabes porque? Hakadosh Baruj Hu hace, que después que ellos hagan esas cosas,  que venga bendición realmente a la tierra. ¿Para que? Haber si se equivocan o no. Dios los deja resbalar en sus creencias erróneas, porque si fuera que por más que matan gente no va a ver lluvia, ¿nadie va a creer en eso, verdad? Tiene que mandar cada tanto la lluvia, para dar la posibilidad del libre albedrio, para que uno reaccione y diga igualmente: «esto esta mal, esta prohibido, no es correcto», y si alguien dice: «¡pero llovió!», la respuesta seria: «Que me importa que llueva, esta mal, estas equivocado.»

Al que quiere impurificarse le abren la puerta, ¿quieres equivocarte? anda, entra, equivócate. ¿Quieres? acá esta la oportunidad, pero vos elegís.

Y al que quiere purificarse, al que quiere dejar la idolatría, cumplir con los preceptos Noajicos no solo le abren la puerta, sino que le dan una ayuda, lo empujan. Solo hace falta saber que quiere uno, estar puro o estar impuro.

Noajismo o idolatría, Dios o el hombre, la Verdad o la mentira, la Luz o la oscuridad,

¿Que es lo que quiere usted?

Saludos!


6 pensamientos en “La verdad de la Idolatría – Parte 2”

  1. Disculpen por esta comparacion:

    En la idolatria «enseñan» la repetidera de la repetidera. Que pablo se cayó  de un caballo , que el gallo canto 3 veces . Bueno en fin la misma basura , basada en sus multiples mentiras.

    Ahora en la Fundacion luz de Vida (Fulvida) se palpa la realidad , se vive en la verdad , nos enseñan a ser mejores , a cumplir , a ser obedientes , a crecer.

    Gracias Hashem por proveernos una casa Espritual para los Noajidas. Que sepamos cuidarla y apoyarla.

Deja un comentario