UN LLAMADO A LA FIDELIDAD ABSOLUTA