Miedo o Temor tú eliges

Como es costumbre, nosotros aquí en Fulvida tenemos la tendencia de tener discusiones edificantes en la parte baja de los post, específicamente en la sección de comentarios, en un post que publico mi apreciado amigo Jonathan hace poco, intercambiamos opiniones acerca del miedo y el temor, y lo que parecería un tema sin tanta importancia o relevancia, en verdad que es de peso en varios aspectos en la vida y puede definir tu existencia en caos u orden, con la ayuda de Dios pasaremos a exponer el tema.

Entonces tomemos las descripciones que ofrece el diccionario de ambas palabras para definir los conceptos.

Miedo

  1. Perturbación angustiosa del ánimo por un riesgo o daño real o imaginario.
  2. Recelo o aprensión que alguien tiene de que le suceda algo contrario a lo que desea.
  3. El grande o excesivo.
  4. El que, anulando las facultades de decisión y raciocinio, impulsa a una persona a cometer un hecho delictivo. Es circunstancia eximente.

Temor

  1. Pasión del ánimo, que hace huir o rehusar aquello que se considera dañoso, arriesgado o peligroso.
  2. Presunción o sospecha.
  3. Recelo de un daño futuro.
  4. 4.     Miedo reverencial y respetuoso que se debe tener a Dios

 

Comencemos por el miedo.

Desde la perspectiva del Noajismo, podríamos decir que el miedo obedece a impulsos básicamente primarios corporales y anclados en el plano emocional de la realidad humana, pero que no alcanzan el plano intelectual del ser humano, por lo tanto suelen ser acciones torpes e ineficaces, estas reacciones son controladas mayormente por una parte del cerebro en la cual se activa el sistema límbico tomando el control de las acciones por periodos determinados, este sistema se activa  y subyuga a los demás planos cuando el ser humano percibe o concibe una idea de peligro real o ficticio, entonces el sistema límbico se activa cuando el ser humano se siente en peligro tomando el control de la existencia por algunos momentos dependiendo de la circunstancia, esto puede ser recurrente o esporádico dependiendo del trabajo personal que haya efectuado el individuo en su interior.

Este es un mecanismo biológico de “autodefensa” sin dudas benéfico para momentos realmente críticos donde es prioridad salvaguardar la integridad propia o la de otros, pero es perjudicial cuando se es activado en situaciones donde se requiere de más raciocinio por parte del individuo.

Este es un mecanismo biológico, pues obedece impulsos básicamente corporales que detonan en el cerebro humano, pero atraviesan dos estratos más de la realidad, uno el social y otro el emocional pero al llegar a este queda anclada esta reacción en cadena sin volver a alcanzar el plano intelectual, por lo tanto las decisiones tomadas en ese estado carecen de razonamiento y madurez intelectual, básicamente el miedo es una emoción o sensación de inseguridad.

Aquí podemos derivar un poco más profundo en la causa del miedo, la cual podemos decir que es originada desde la inseguridad o falta de confianza en el Eterno o como nosotros le llamamos “idolatría” creer en un dios que no es Dios.

Pero demos la importancia que se merece este concepto, pues si has experimentado el miedo sabrás que es difícil o casi imposible salir de una situación de miedo así como así, cuando el sistema límbico es activado, las emociones o sentimientos de inseguridad prevalecen ante el conocimiento y la seguridad y/o confianza en el Eterno.

No es raro ver personas en las religiones incluso también fuera de ellas poseídas por miedos irracionales, que toman decisiones pésimas que solo están basadas en miedos originados desde amenazas reales o imaginarias, pero que sus consecuencias por lo regular suelen ser perjudiciales para ellos y para los que los rodean, y es que el miedo está fuertemente vinculado con la idolatría pues de inicio es una falta de confianza en el Eterno, entonces deriva en caos y otras cosas negativas que terminan perjudicando a la persona tarde que temprano.

El miedo es difícil de evitar o hacerle frente, y no solo eso sino que, como es una función que obedece a impulsos vitales de origen biológico es inevitable que suceda en determinadas ocasiones, por lo tanto querer pensar, que solo sabiendo que el miedo es nocivo vamos a poder evitarlo, es un error garrafal, pues eso no basta para poder evitarlo o canalizar la emoción de forma constructiva, para poder actuar con temor y no con miedo.

De forma breve les comentare lo último que acabo de aprender de mi Maestro el More Yehuda, que es una técnica de sublimación del miedo y le denominaremos “el reinicio del sistema”, mediante este reinicio hacemos el camino para canalizar de forma adecuada los miedos y que estos alcancen el plano intelectual para hacerlos nuestros aliados en la construcción del Shalom.

Pongamos un ejemplo para explicar esta sencilla técnica.

Alguien habrá encendido algún día su computadora en el “modo a prueba de fallos” que es un modo en el que la computadora funciona solo con las funciones más básicas, por ejemplo la pantalla suele verse un poco mal pues los controladores del video están desactivados así como otras funciones más complejas que efectúa el sistema en su operar normal, al estar limitado el equipo a sus funciones más básicas, este no puede desplegar todo su potencial como si estuviera corriendo el sistema de forma normal, similar es con el individuo pues cuando el sistema límbico toma el control, el plano emocional toma el control de la existencia en su totalidad pero solo ejerciendo las funciones más básicas del comportamiento humano, es como un “modo a prueba de fallos biológico” en casos críticos pues es útil pero no para ejercerse de forma habitual,  son ocasiones contadas y criticas en la que este modo suele ser muy útil, pero para operar normalmente en la vida cotidiana este estado emocional no sirve de gran cosa, en palabras sencillas cuando el miedo se apodera de uno es que el sistema límbico está operando en nuestro interior y lo que se haga en ese estado puede ser muy primario y carente de sentido trascendente.

Ahora vamos a explicar esta sencilla técnica del “reinicio del sistema” y luego seguiremos con la definición del temor.

Esto que voy a explicar esta probado yo mismo lo hice hace poco para superar el dominio del sistema límbico y/o el yugo emocional sobre los demás planos de la existencia.

Retomemos el ejemplo de la computadora operando en el modo a prueba de fallos, y paralelamente el ejemplo de cuando el sistema límbico se apodera del ser.

¿Como haríamos? ¿para cambiar de estar operando en el modo a prueba de fallos a operar en el modo normal?, pues muy fácil reiniciando la maquina, ¿no es así?, se apaga la computadora y se enciende ya en modo normal, para trabajar como siempre, de igual forma con el sistema límbico que como dijimos es como un “modo a prueba de fallos biológico”, haremos lo mismo, “reiniciaremos el sistema”, para volver a operar de forma normal y adecuada, es decir, de repente te dan una noticia “amenazadora” el cerebro procesa esta información de acuerdo a tus conocimientos y manda las ordenes para que el sistema límbico se active y se proceda a efectuar la autodefensa, pero sucede que esta noticia en realidad no es una amenaza real si no que así lo concebimos, entonces el operar del sistema límbico no es en verdad necesario en esos momentos, por lo tanto deberá de ser reiniciado  

Pero es necesario “identificar” los verdaderos peligros de los ficticios, los peligros reales y críticos suelen ser los que se enfrentan de momento, cuando no hay tiempo para pensar ni para efectuar el reinicio del sistema límbico, y cuando es una amenaza a un tiempo determinado o sea que vas a ser futura, el miedo no es un gran aliado en la toma de decisiones correctas por eso deberá efectuarse el reinicio del sistema.

Y aunque sea un miedo basado en una amenaza real a futuro para enfrentarla deberá de ser con el intelecto comandado por el plano espiritual (acciones en concordancia con el Bien), pero para hacer esto antes procederemos a “reiniciar el sistema”, hace poco recibí una noticia que me movió en el interior, entonces recordé un artículo acerca del miedo que escribió el More y trate de comprender el mensaje, el cual era “ tranquilizarse”, después de recibir esta noticia me puse a escuchar algo de música que tengo para relajarme, una vez que estuve más tranquilo me puse a pensar en una solución para dicha situación pero ya más tranquilo, pues si hubiera tomado decisiones en ese estado hubieran sido pésimas, y la verdad es que me ha pasado en otras ocasiones.

Como puedes ver esta técnica es sencilla, pues para los grandes problemas las soluciones suelen ser las más sencillas, pero hay que saberlas hacer, si yo hubiera sabido todo esto hace tiempo, hubiera tomado mejores decisiones de las que he tomado, hay que aclarar que a mí me resulta escuchar música pero alguien puede probar para tranquilizarse mirar un paisaje pensar algo positivo como el More lo menciona en su artículo, solo es cuestión de ver cuál es la opción que mejor nos resulta.

Ahora una vez que el sistema límbico es reiniciado cuando ya estamos más tranquilos y el plano intelectual vuelve a comandar la existencia a las ordenes del plano espiritual se pueden tomar mejores decisiones, decisiones basadas en el conocimiento adquirido a través de esa experiencia, es decir sabemos que hay una amenaza del tipo que sea, entonces procedemos a tomar decisiones basadas en un temor que descansa sobre el conocimiento de que las acciones hechas en concordancia con el Bien infaliblemente su resultado será de Bien y las acciones hechas en concordancia con el Mal su resultado será infaliblemente en repercusiones negativas, para nosotros y los que nos rodean, al saber esto tomamos precauciones y activamos en pro del bien y de su propagación, pero con la restricción de saber que también podemos sufrir las consecuencias de nuestros actos, respetando en todo momento el deseo la voluntad y la presencia del Eterno en nuestras vidas.

Sabiendo que el Eterno conduce este Mundo, que El está siempre a nuestro lado, que a cada instante de nuestra vida El nos está observando y cuidando, que el nombre que apunta a identificar Su esencia recóndita es el de la Misericordia  y que todo lo que El hace lo hace para Bien, podremos empezar a cultivar una confianza y seguridad en el verdadero Dios Creador del Mundo y el universo entero, que nos apartara del dominio del miedo y su poderío en nuestras vidas.

¡Abrazos y hasta pronto!

Referencias

http://fulvida.com/identidad/el-miedo-y-la-luz#comment-21360

http://buscon.rae.es/draeI/SrvltConsulta?TIPO_BUS=3&LEMA=miedo

http://buscon.rae.es/draeI/SrvltConsulta?TIPO_BUS=3&LEMA=temor

8 pensamientos en “Miedo o Temor tú eliges”

  1. son temas complejos que requieren de habilidad para explicarlos y de algo mas para entenderlos, espero poder dedicar mas esfuerzo a su estudio, este es el camino hacia la mejor comprension de estas tematicas.

    para donde miro veo un precepto Noajida que cumplir, y algun tema relacionado en el para estudiar, el sistema de los 7 Mandamientos abarca la realidad humana del Noajida, todo esta inmerso en su cumplimiento.

    es un sistema infalible y perfecto, y los aspectos negativos de la conducta humana tienen que ver con su incumplimiento.

    mucho aun hay por aprender.

    gracias por su comentario More.     

       

  2. que buen punto Jona amigo.

    muchos creen creer en Dios pero en verdad no creen en el.

    ejemplo el que piensa que 7 Mandamientos son escasos, y anda buscando en la «biblia» otra cosa mas, dice creer en Dios pero la verdad es que no cree en El, pues si creyera confiaria en que esos 7 Mandamientos son suficientes para cumplir con nuestra labor en este Mundo.

    muchos dicen creer en Dios pero la verdad creo que pocos en verdad confian en El.

     

Deja un comentario